hipoteca de alto riesgo importancia y ejemplo

Una hipoteca de alto riesgo o subprime es un tipo de préstamo otorgado a individuos con un historial de crédito pobre, como resultado de sus calificaciones de crédito deficientes, estos son son capaces de calificar para hipotecas convencionales. Debido a que los prestatarios de alto riesgo presentan un mayor riesgo para los prestamistas, las hipotecas de alto riesgo cobran tasas de interés por encima de la tasa de interés preferencial.

las tasas de interés de las hipotecas prime o preferenciales son las tasas a las que los bancos y otros prestamistas hipotecarios pueden prestar dinero a los clientes con los mejores historiales de crédito. Las hipotecas de bajo riesgo pueden ser préstamos de tasa fija o ajustable. Usualmente, los préstamos hipotecarios de alto riesgo son las hipotecas de tasa ajustable ARM por sus siglas en ingles.

Las normas de los prestamistas para determinar las categorías de riesgo pueden considerar el tamaño del préstamo, y también tener en cuenta la forma en que el préstamo y el plan de pago está estructurado. Debido a esto, es posible que un préstamo ofrecido a un prestatario con características «prime» (alta puntuación de crédito, bajos niveles de deuda) puedan ser clasificados como una hipoteca de alto riesgo.

En las finanzas, una hipoteca de alto riesgo significa hacer préstamos a personas que puedan tener dificultades para mantener el calendario de pagos. Estos préstamos se caracterizan por tener mayores tasas de interés, por tener garantías deficientes y condiciones menos favorables con el fin de compensar el mayor riesgo de crédito. Muchos préstamos de alto riesgo fueron empaquetados en valores respaldados por hipotecas (MBS) que luego fueron vendidos a instituciones bancarias alrededor el mundo y que contribuyeron a la crisis financiera del 2007-2008.

Los defensores de las hipotecas de alto riesgo sostienen que la práctica se extiende crédito a las personas que de otro modo no tendrían acceso al mercado de crédito. Sin embargo, es importante recordar que la tasa de interés de una hipoteca de alto riesgo puede elevarse significativamente con el tiempo. Esto se puede traducir en una carga imposible de llevar para la persona que adquiere el préstamo.